fbpx

Me gusta enfocar uno a uno y de forma personalizada, mi trabajo en sesiones de psicología online porque funciona.

 

Y lo hago con personas que realmente quieren cambiar, aun sabiendo que los resultados no siempre son inmediatos pero acaban llegando. 

Hola.

Me llamo Rubén y soy psicólogo (de los normales).

No de los que te dicen que pienses en positivo si te acabas de ostiar.

Te ayudo a cambiar esos pensamientos, que te dan más problemas que un coche de segunda mano.

 Además, de entender qué es lo que hace que puedas sentirte bien de forma sostenida en el tiempo.

Y lo hago con psicología que funciona.

Nada de cosas raras.

Por si te interesa eso de vivir mejor, tomando decisiones más conscientes que te acercan a lo que te importa de verdad.

Ya seas futbolista profesional o trabajes en una oficina buscando salir cuanto antes para estar con la familia.

Para ello, es más abajo.

 

Rubén Monreal Psicólogo deportivo

 LO QUE IMPORTA NO ES SENTIRTE BIEN.

Hay gente por ahí que te da claves en libros, cursos y post de Instagram de cuál es la mejor manera de sentirte bien.

Y no quiero decir que esté mal, que busques sentirte bien.

Pero igual, que lo busques de cualquier manera, como si estuvieras en un trastero, no es algo que te pueda funcionar. 

Porque a la larga, optar por parches motivacionales y distracciones en forma de consejos para la vida o libros de autoayuda no sirve.

 

Y lo que hago va de sentir BIEN todo lo que llevas dentro. 

Que es parecido a sentirte bien, pero no tiene nada que ver.

Básicamente, porque cuando aceptas que puedes SENTIR lo que sea que sientas sin asustarte te beneficias del valor y la confianza real que eso te da.

Y lo que compruebo UNA Y OTRA VEZ en las personas que trabajan conmigo es que les funciona porque se les nota desde el minuto uno.

Pero no hago magia ni esperes milagros.

Ahora

Lo que si te puedo decir es que existe una manera de vivir plenamente y no necesitas hacerte vegano para conseguirlo. 

Además, tampoco va de obsesionarte con tener más salud, dinero o amor y te aviso de que no es una forma nada glamurosa de cambiar, pero funciona

Tiene que ver con estar presente y con actuar que, en el momento en que lo aplicas, tu modo de relacionarte con lo que te cuesta aceptar cambia para siempre.

Eso sí.

Esto funciona día a día y con persistencia (esta es la parte menos glamurosa) 

Porque no hay trucos mágicos a la hora de vivir con sentido.

E igual te interesa trabajar en sesiones uno a uno tus problemas yendo al grano.

Que seguir perdiendo el tiempo con videos de YouTube que te dicen que tus problemas vienen por tus padres.

DE TODAS MANERAS…

¿Qué sabrá un profesor emérito de medicina y biólogo molecular sobre la gestión del estrés en la vida real?

Te lo digo porque Jon Kabat-Zinn es una de las figuras más influyentes de los últimos 40 años en la salud mundial.

Habiendo integrado la meditación de forma útil en occidente, ayudando a miles de personas, a relacionarse con su sufrimiento y aceptarlo radicalmente.

Y entre otras cosas, no te vende lo que hace como algo que te va a hacer más feliz y va a solucionar tus problemas para siempre.

Pero lo que sí que dice es que:

Para vivir plenamente la vida que te ha tocado, debes estar dispuesto a enfrentarte a la catástrofe.

Aunque bueno.

Nada que ver con esos cursos de mindfulness y crecimiento personal que prometen resultados inmediatos con los que te sientes más feliz de por vida.

Y además te curan la ansiedad, el estrés y una fractura de tibia también.

¿Verdad?

Mira, en otra cosa no sé, pero con la salud mental hay que tener cuidado porque no todo vale. 

VERÁS.

Actualmente, conmigo colaboran:

Constructores, futbolistas y atletas profesionales, cámaras de televisión, enfermeros, detonadores de explosivos, cirujanos, empresarios, banqueros, actrices, policías, hosteleros, profesoras de instituto y de universidad, médicos, abogados, opositores, ingenieros, jugadoras de bádminton, de tenis, árbitros, etc. 

Y más abajo puedes leer testimonios de personas (previamente autorizados para ser públicos) que han colaborado conmigo en algún momento.

Aunque no tienes por qué fiarte de lo que dicen de mí. 

Prefiero que lo compruebes.

«Aunque no fuera consciente, estaba poniendo en práctica dos de las palabras que más he escuchado salir de la boca de Rubén: experiencia y perseverancia

Elena trabaja en uno de los hospitales más famosos de Madrid (@elenacalpe en Instagram)

Conocí a Rubén hace poco más de un año y, si dijera que fue una conexión inmediata, mentiría.

Recuerdo esos 20 primeros minutos de presentación como una situación incómoda delante de un completo desconocido al que sentía que tenía que contarle todos mis secretos e intimidades.

Al terminar, aunque no estaba segura de qué me parecía, en el momento que me propuso tener nuestra primera sesión al día siguiente, lo cierto es que ni me lo pensé, respondí con un rotundo sí.

En aquella primera sesión me cayó el primero de muchos cubos de agua fría, la recuerdo como una de las más dolorosas, pero, a la vez, de las más provechosas.

Fue entonces cuando me di cuenta de que, lo que me incomodaba no era hablar de mis “traumas” con un extraño, sino contármelos a mi misma porque eso iba a suponer empezar a ser verdaderamente consciente de ellos y tener que afrontarlos.

Este año de terapia ha sido un tira y afloja conmigo misma, verdaderamente quería la ayuda que Rubén me iba a brindar, por eso mismo le contacté, pero, tampoco le permitía hacerlo.

Siempre que trataba de explicarme cómo funciona este cerebro primitivo nuestro, yo estaba maquinando alguna queja, pega, argumento para contradecirle y que no tuviera razón.

Además, cuando todo mi cuerpo y todo mi ser me pedían llorar, me resistía con todas mis fuerzas, hasta el punto de dolerme las mejillas de intentar contener las lágrimas.

Aún con todo esto, seguí trabajando con él porque, aunque no fuera consciente, estaba poniendo en práctica dos de las palabras que más he escuchado salir de la boca de Rubén: experiencia y perseverancia.

Poco a poco, y sin yo darme cuenta, fui bajando esos muros que me habían llevado a alejarme de mi familia y amigos y que, incluso, me habían permitido esconderme de mi propio psicólogo.

En la actualidad me encuentro totalmente cómoda, segura y arropada con Rubén.

En resumidas cuentas, mi proceso ha sido, es y seguirá siendo difícil, a veces desagradable, pero, puedo decir sin atisbo de dudas, que es de las experiencias más enriquecedoras y alucinantes de toda mi vida y, si de algo estoy total y absolutamente segura, es de que no podía haber elegido un mejor compañero de viaje que Rubén.

«Antes de empezar con Rubén me resultaba imposible disfrutar de mi espacio, de mi tiempo, en definitiva, disfrutar de mí.»

Christian es realizador de cine, documentales, series y puedes ver lo que hace en cristhianbonet.com.

Me parecía una tontería empezar esto con un “estoy tomando un café con leche mientras…” pero de tontería nada; me explico.

Antes de empezar con Rubén me resultaba imposible disfrutar de mi espacio, de mi tiempo, en definitiva, disfrutar de mí.

No diré que me odiaba, pero casi.

A pesar de tener una vida llena de logros a nivel personal y profesional, me sentía vacío y sin ganas de seguir.

Lo del café con leche viene porque tras casi un año de terapia ahora sí soy capaz de disfrutar de mi tiempo, de mi espacio… de sentarme en mi escritorio y escribir esto mientras disfruto de un buen… bueno, digamos que **regular** café, tampoco nos flipemos.

He retomado las ganas de vivir bien, de afrontar mis problemas y, sobre todo, de comunicarme.

No me gustaría que esto quedara como una review de Mr. Wonderful, porque no lo es, hay momentos difíciles y decisiones incómodas, pero la vida ya es esto, ¿no?

Las personas de mi alrededor, todas, sin excepción, han notado un cambio superpositivo en mí y esto me anima a seguir mejorando día a día poniendo en práctica todo lo aprendido con Rubén, ¡que no es poco!

«Tras el accidente tenía muchísimo miedo a la carretera. Miedo que he conseguido superar poco a poco con los consejos, métodos y la confianza que Rubén tenía en mí.»

Alba Pastor está terminando carrera en la Universidad de Granada (@albapaastor en Instagram)

Hace aproximadamente dos años sufrí un accidente de tráfico.

Mientras me recuperaba, comencé a tener taquicardias diarias, dolores de cabeza, mareos y una sensación de ahogo de forma muy frecuente.

Además, emocionalmente me encontraba en el peor momento de mi vida.

No tenía ilusión por absolutamente nada, no encontraba ninguna motivación en mi día a día, tenía la autoestima por los suelos.

No sabía cómo sentirme y solo me importaba mostrarme fuerte y feliz a los demás para no sentirme juzgada.

Todo esto me llevó a padecer ansiedad.

Aunque era consciente de lo mal que me encontraba mentalmente, no me sentí capaz de buscar ayuda en un profesional hasta un tiempo después y ahí fue cuando conocí a Rubén.

En la primera sesión que tuvimos estaba muy nerviosa, pero él desde el primer momento me hizo sentir muy cómoda.

Fue en ese momento en el que por primera vez fui capaz de contarle a alguien todo lo que sentía, esto hizo que me liberase y fue el inicio de mi recuperación.

A medida que hemos ido avanzando en la terapia, he aprendido a gestionar mis emociones comprendiendo que encontrarse mal está bien, ya que no siempre se puede estar bien.

Me ha ayudado y guiado a encontrar mi paz interior, lo que ha favorecido en tener relaciones sanas con la gente que me rodea y saber alejarme de las personas que no me aportan.

Lo más importante es que ahora sé de qué forma afrontar una mala situación o un problema.

Tras el accidente tenía muchísimo miedo a la carretera. Miedo que he conseguido superar poco a poco con los consejos, métodos y la confianza que Rubén tenía en mí.

Actualmente, me encuentro en una etapa muy feliz y plena de mi vida, esto se debe al gran equipo que hemos hecho Rubén y yo.

Él por saber guiarme y yo por realmente buscar un cambio en mi vida. Hay personas maravillosas en el mundo. Rubén es una de ellas.

» Este proceso me ayudó tanto en mi vida personal, con mis relaciones con los demás y conmigo misma, y en mi vida laboral.»

Yolanda Boyano es una actriz sevillana que vive en Madrid. (en Instagram @yolandaboyano)

El motivo principal que me llevó a contactar a Rubén fue el hecho de sentir que podía ser mejor persona, que mi vida podía ser mejor.

Había algo en mí que sentía que no estaba encajado, quizás faltaba conexión conmigo misma y mis necesidades.

Los primeros cambios los noté cuando empecé a practicar mindfulness, aunque he de decir que no era algo que me agradara hacer, fui entrenando mi mente poco a poco para salir de su zona de confort, al hacer algo diferente los resultados también empezaron a serlo, la atención plena fue el primer paso.

A partir de ahí empecé a diferenciar mis diversos procesos mentales y a tener más control sobre ellos, empecé a verme a mí y a mi mente por separados, fue un hallazgo muy interesante.

La meditación fue otro pilar importante.

Este proceso me ayudó tanto en mi vida personal, con mis relaciones con los demás y conmigo misma, y en mi vida laboral.

Todo el transcurso con Rubén me ayudó a enfocar mi trabajo con más seguridad y a adquirir herramientas que aplico en castings y proyectos.

Mi conclusión es que la clave está en la sencillez.

Creo que el proceso con Rubén es deshacernos de todo lo que creemos para quedarnos con lo esencial.

» Siento que Rubén me ha dado un mapa y las herramientas necesarias para trazar poco a poco mi camino. «

Antón Sequeiros es un tío del norte que trabaja en Vitoria-Gasteiz y portero en un equipo de balonmano semiprofesional (el BM. Corazonistas de Vitoria).

Mi nombre es Antón y hace más o menos año y medio que trabajo con Rubén, acudí a él después de pasar por 2 psicó[email protected] diferentes con los que no terminaba de encajar.

Decidí empezar a cuidarme después de pasar por una ruptura y problemas familiares con los cuales no era capaz de lidiar.

Las primeras sesiones con Rubén me ayudaron a poner en orden mis prioridades en la vida, a poner el foco en las cosas que me hacían sentir bien y qué podía hacer con las que me hacían sentir mal.

Hemos trabajado aspectos como la culpa, identificar y aceptar las emociones, gestionar los pensamientos negativos e interiorizar que estos son solo eso, pensamientos (me guardo para siempre sus ejercicios de atención plena).

También hemos hecho hincapié en los valores que quiero tener presentes, que me ayudan a crecer y llegar a ser la persona que quiero ser.

Incluso me ayudó a mantener la motivación y las ganas de competir en mi deporte durante el año de pandemia.

Después de todo este tiempo, mi relación conmigo, con las personas que me rodean, con el deporte y con mi trabajo han cambiado a mejor.

Siento que Rubén me ha dado un mapa y las herramientas necesarias para trazar poco a poco mi camino.

» Rubén me ha enseñado a comunicarme, a vivir los sentimientos tanto buenos como malos libremente y sin pensarlos dos veces, y a sanar muchos temas que llevaba dentro. » 

Carolina Sobrino se dedica a la publicidad en thenextgencreative.com. y puedes seguirla en Instagram por @carosobrino.

Hola! Me llamo Carolina y llevo casi dos años con Rubén.

Cuando llegue a él, las cosas eran muy diferentes.

Aunque tenía muchas ganas de cambiar, tenía también muchos patrones y temas estancados en mí que en ese momento era incapaz de ver o liberar sola.

Rubén me ha enseñado a comunicarme, a vivir los sentimientos tanto buenos como malos libremente y sin pensarlos dos veces, y a sanar muchos temas que llevaba dentro.

Por todo esto, mi relación con mi familia ha cambiado, he logrado encontrar a alguien que me suma y con la que mantenga una relación sana, y he abierto mi empresa junto con mi socio, de la cual Rubén también me ha ayudado a organizar y evolucionar.

También me ha enseñado a mejorar cada día y darme cuenta de mis propios errores y no solo los de el de al lado.

Hoy puedo decir que llevo una vida plena en la que me despierto cada día feliz y agradecida. ¡Agradezco mucho la ayuda de Rubén y sin duda seguiré con él, ya que el trabajo es diario siempre!

Más opiniones de doctoralia donde se verifican las reseñas…

Si quieres saber más sobre mí pincha aquí

Rubén Monreal